Konjiki no Word Master Capitulo 36

From Baka-Tsuki
Jump to: navigation, search

La traducción de este capítulo fue realizada gracias a la versión en ingles de esta misma página.

Traducido por ValkarRouse

Capítulo 36ː La Determinación del Rey Demonio.[edit]

Los ojos de Hiiro se abrieron cuando miró cierta parte de su estado.

<<Doble Cadena (Desbloqueada)>>

Como el resultado era algo que Hiiro ya se había imaginado, empezaron a surgir altas expectativas en él. Quería probarlo inmediatamente. Sin embargo, por ahora su prioridad era determinar sus habilidades.

<<Doble Cadena (Desbloqueada)>> Costo de MP: 300

Ahora se ha vuelto posible para Hiiro encadenar dos palabras. En comparación con la palabra de una sola invocación, esta habilidad otorga un efecto muy fuerte cuando se activa. Alcance efectivo; Poder de Influencia; Versatilidad; aunque todos esos aspectos hayan mejorado de manera excepcional, existe una limitación desfavorable. Existen palabras de corta duración pero increíblemente efectivas. También, sí la imagen de la persona no está claramente impresa en la mente cuando se ejecuta la habilidad, la palabra misma no sería capaz de ser escrita.

Ademas, en caso de que la escritura de las dos palabras sea interrumpida, el <<rebote>> provocaría una reducción del 50% en todos los campos del estado, y el lanzador no podrá volver a usar magia. Todas las estadísticas y habilidades serían devueltas a la normalidad después de un lapso de tiempo de 6 horas.


Esta es otra magia que tiene habilidades muy fuertes, pero un desagradable <<rebote>>, eh... (Hiiro)


Si el intento de escribir dos palabras fallase o se interrumpiera, parece que existe un peligroso efecto de <<rebote>> en caso de fallo.


Se reduce todo a la mitad, eh... Escribir dos palabras es algo que lleva su tiempo. ¿Debería usarlo? Tengo que ser muy cuidadoso con mi entorno. (Hiiro)


De hecho, si alguien interrumpiera a Hiiro mientras estuviese escribiendo, y si el oponente fuese un enemigo formidable, no sería raro si dicha penalización condujese a una muerte inmediata.


Sin embargo, sólo es el nivel de riesgo. Como se esperaba, es normal que sus efectos sean razonables en comparación con el riesgo. (Hiiro)


Hiiro estaba encantado a pesar de ello. No podía evitar esperar para ver todas las cosas que podía hacer. Quería tener rápidamente algo de tiempo libre para poder estar a solas y probarlo, o eso pensó.


"Oye... Hiiro, ¿también te han dado algo así como un título?" (Arnold)

"¿Quién sabe? ¿Qué hay de ti̠?" (Hiiro)

"B-Bueno, yo creo que eres un poco culpable de que tenga uno de estos títulos, así que quiero tener un debate a fondo contigo acerca de esto. He conseguido un título llamado <<Espada del Viento>>" (Arnold)

"Oh..." (Hiiro)

"Parece que puedes obtener cualquier tipo de corrección del <<Estado>>. Eso es lo que conseguí. ¿Qué tal tú, Muir?" (Arnold)

"Ah, um. Es demasiado increíble, no sé muy bien cómo decirlo..." (Muir)


Cuando Muir lee en voz alta su <<Estado>>, Arnold no pudo ocultar su sorpresa cuando de repente se quedó boquiabierto.


"Realmente subió... tu nivel..." (Arnold)

"Uh, um. Me siento un poco feliz, pero a la vez un poco triste... ¿Creo?" (Muir)


Sus sentimientos estaban confusos. Estar en el Nivel 34 sería el signo de una aventurera con experiencia. Sin embargo, la chica en cuestión nunca se había destacado en el frente de una batalla ni había luchado siquiera. Así que el hecho de que ella hubiese alcanzado ese nivel, probablemente parecería que la realidad estaba distorsionada.

Pero el hecho de que su cuerpo se había hecho más ligero y que podía sentir algún tipo de poder dentro de ella, la calmó.

"Bien, ¿no es algo bueno? Un nivel es un nivel. No importa qué tan alto sea tu nivel, creo que es mejor ser como Muir y dudoso de sus propias capacidades, en vez de ser arrogante y sobrestimarlas." (Arnold)

"¿D-De verdad?" (Muir)

"Sí, bueno, no creo que Muir se convierta en alguien arrogante, sino que sólo debes aceptar la realidad por ahora. Te volverás realmente útil si continuas trabajando duro. Todo comienza a partir de aquí, es lo que estoy tratando de decir." (Arnold)

"¡Uh, umǃ" (Muir)


Diciendo eso a Arnold, Muir le devuelve un guiño vigoroso. De hecho, se ha decidido que a partir de ahora, ella misma también luchará. Es precisamente por esto que ella debe pensar en cómo ser más fuerte con anticipación para el futuro.


"Debemos estar contentos de que nuestro rango del gremio también aumentó, los vuestros aumentaron ¿cierto?" (Arnold)

"Ajá" (Hiiro)

"¡Umǃ" (Muir)

"Como pensé, formar un equipo en este lugar es un gran ahorro de vida, huh..." (Arnold)


En pocas palabras, incluso si una persona pelea y los otros miembros observan, su experiencia aumentará.


"Ya que fue gracias a Hiiro y a Muir que la víbora de arcilla fue asesinada, hacer un equipo fue sin duda una buena opción." (Arnold)


Aunque Arnold fue el que hizo el golpe mortal, él creía que si hubiese estado solo, huiría sin duda. Por lo tanto, les dio el crédito.


"De todos modos, continuemos adelante. Eso es... ¿es eso?" (Hiiro)


Lo qué Hiiro señaló con el dedo era una puerta enorme que se podía ver en el bosque adelante.


"Ajá, esa es la entrada al Reino Bestia: [Passion]." (Arnold)


                         ***                                 ***                            ***


Unos días antes de Hiiro y los demás llegaran [Passion], el Reino Demonio [Xaoc] estaba en tensión. Esto se debió a una carta recibida hace unos días de los Gabranth (la gente del Reino Bestia).

El contenido de la carta era una condena a la batalla. En otras palabras, era una declaración oficial de guerra.


“…………….”


Una gran cantidad de soldados de rangos mixtos estaban en línea debajo del Castillo Demonio Terrace. La que miraba este espectáculo con una cara amarga no era otro que el Señor Demonio de este Castillo, la que gobernaba el Reino Demonio: [Xaoc]... Eveam.

Con un hermoso cabello rubio que ondeaba en el viento, una chica de aspecto joven tenía sus rasgos faciales ligeramente infantiles mientras ella miraba la escena con los dientes apretados. Detrás había una chica, su asistente, Kiria, quien silenciosamente la cuidaba hasta que comenzó a hablar.

Konjiki no Word Master050.jpg


"¿Está usted segura de esto?" (Kiria)

“........” (Eveam)

"Si esto continúa, sin lugar a dudas se convertirá en una guerra de aniquilación total" (Kiria)

"¡Ya lo séǃ" (Eveam)


Como si negara las palabras de Kiria, Eveam levantó su voz convincentemente. Sin embargo, después de llegar a este punto, ella misma estaba perpleja en cuanto a como continuar.


"Pensar que la Gabranth se moverían tan rápido..." (Eveam)

"No, esto estaba dentro de mis expectativas." (Kiria)

"Ku..." (Eveam)


Cierto, ella no estaba aquí porque no pudiese hacer nada más. Además, había enviado a los Gabranth un tratado de paz similar al que les había enviado a los Humas (la raza humana).

Sin embargo, ni siquiera fue aceptado por ellos. Eveam había considerado ofrecer su propio cuello para acabar con los enfrentamientos, pero entonces Kiria dijo que los hombres bestia no se detendrían.

Como resultado de ello, buscó otras formas e intentó varios métodos diferentes para establecer de alguna manera una conversación con ellos. Sin embargo, parecía ser una pérdida de tiempo. Una tontería.

Por cierto, había un mensaje que tuvo cierto éxito. Este mensaje decía: "¿Qué están intentando los Gabranth lograr aquí?" La respuesta de los Hombres Bestia, sin embargo, se pudo determinar en "Una decisión ha sido tomada para aniquilar a todos los Évila". Sólo esa única intención de la destrucción total de los Évila (la gente del Reino Demonio) fue transmitida muy claramente.


"¿Por qué... esto se convirtió en una batalla...?" (Eveam)

"Probablemente porque es el método más eficaz de persuasión." (Kiria)

"¿¡Qué!? ¿Por qué tenemos que determinar todo con la fuerza? ¡El poder es naturalmente desigual! ¿No es mejor si utilizamos las palabras que todo el mundo posee para debatir, en lugar de forzar a la gente a someterse por la fuerza? Si hablamos las cosas, no habrá necesidad de sangre derramada." (Eveam)

"... ¿Es este realmente el caso?" (Kiria)

"Qué... ¿Qué quieres decir?" (Eveam)


En respuesta a las palabras negativas de Kiria, los ojos de la Reina Demonio se agrandaron mientras miraba a Kiria.


"Las palabras... no tienen peso." (Kiria)

“¡Tch!” (Eveam)

"Cierto, las palabras son algo que todo el mundo posee. Sin embargo, en primer lugar, las palabras están intrínsecamente vacías en la naturaleza." (Kiria)

"¿Vacías...?" (Eveam)

"Sí. El gran poder de persuasión se puede sacar de esas palabras vacías. No sólo pueden pasar a través de los oídos de una persona, sino que también pueden ser grabadas en la mente de otro. Sin embargo, Eveam-sama, ¿cree que estas palabras sin peso pueden evitar la guerra?" (Kiria)

"E-Eso es..." (Eveam)

"Tal vez en un mundo en paz y sin guerra, si fuese una negociación con asuntos de comercio, entonces tal vez el método de Eveam-sama sería un éxito." (Kiria)

“.......” (Eveam)

"Sin embargo, esto es la guerra. La gente, sin duda, va a morir. La guerra no es un asunto como las negociaciones en el comercio. Es muy probable que este sea el mayor obstáculo al que se enfrentará. ¿Es capaz de hacer frente a ese obstáculo y soportar todas las cargas y las consecuencias de su decisión?" (Kiria)

"Eso es..." (Eveam)

"Parece que usted todavía es demasiado ingenua para convertirse en un señor de los demonios. Debido a eso, la voluntad del rey demonio anterior será seguida por muchos. Para empezar, los Évila son abundantes y fuertes; una raza guerrera. Al mostrar tal debilidad a su propia especie, es muy poco probable poder aplacar su ira y enfado en aquellos de tu especie. Por favor, tenga esto en cuenta..." (Kiria)

"Es suficiente." (Eveam)

"..." (Kiria)


Eveam dijo mientras rechinaba sus dientes y apretaba los puños con tanta fuerza que la sangre empezó a gotear de ellos.


"Yo... sólo no quiero hacer daño a nadie. Todo el mundo es como una familia para mí. Si esa familia empieza a luchar... ¿cómo haría eso feliz a alguien? Pero yo... yo soy impotente... " (Eveam)


A partir de esos fuertes ojos de voluntad, una lágrima se deslizó por su mejilla. Ella es el gobernante de esta tierra, y aun así, se sintió abrumada con la desesperación. Su ira hacia el mundo fue superada por sus sentimientos de frustración con su impotencia.


"Entonces, ¿debemos bajar nuestras armas y rendirnos?" (Kiria)

"¿Eh...?" (Eveam)

"Es posible que los Gabranth entiendan nuestro verdadero motivo." (Kiria)


Aunque esa propuesta sonaba bastante atractiva, Eveam sólo podía fruncir el ceño con inquietud. Mirando tal expresión, Kiria permaneció indiferente mientras continuaba.


"Sin embargo, en el caso en que resulte ineficaz, la Raza Demonio de Évila puede estar al borde de la ruina sin poder hacer nada." (Kiria)


En caso de rendición, es probable que el Señor de los Demonios sea capturado como símbolo de victoria. Siendo despojado de su poder y estatus, el Señor Demonio sería encarcelado y sellado hasta fuese arrojado en presencia de la población para decidir qué hacer sobre su destino.

En un escenario más positivo, la aniquilación completa de los Évila se puede evitar. Pero incluso la posibilidad de que haya prisioneros que sean ejecutados es muy alta.

Además, como la [Brigada Cruel] es demasiado poderosa para reprimirla, será una preocupación para el resto del mundo que sean dejados con vida. Con el fin de asumir la responsabilidad, podrían ser ejecutados para servir como ejemplo para el resto del mundo.

Pero si Eveam no se rinde, se derramará mucha sangre. Incluso si los Évila salen victoriosos, existe una alta posibilidad de que la otra parte no acepte la derrota hasta el final.

Mientras analizaba tales circunstancias, no importa si avanzaba o se retiraba, todavía se derramaría sangre. El rostro de Eveam se distorsionaba en una expresión de sufrimiento por la forma en que ella apretaba los dientes. Al ver esa cara, Kiria bajó la cabeza respetuosamente.


"Yo, Kiria, he hecho tales comentarios insensibles. Por favor, designe un castigo apropiado para mi insolencia." (Kiria)

"Está bien. Lo que Kiria me ha dicho es preciso e indiscutible. No hay necesidad de tal castigo." (Eveam)

"... Muy bien. Entonces, voy a añadir una cosa más para terminar." (Kiria)

“¿Eh?” (Eveam)

"Tenga la seguridad de que yo, Kiria, seguiré a Eveam-sama, no importa a donde usted pueda ir." (Kiria)

"Kiria... perdóname." (Eveam)


Por un corto tiempo, el silencio envolvía la atmósfera. Sin embargo, en respuesta a las palabras de Kiria, la cara una vez sombría de Eveam de repente se levantó.


"¿Has decidido?" (Kiria)

"Ajá, ¡protegeré a los Évila! Kiria, quiero que me prestes tu fuerza." (Eveam)

"... Como usted desee." (Kiria)


Una voluntad fuerte habitaba en esos ojos. No había más tiempo para deliberar. No había más tiempo para dudar. Por lo tanto, todo lo que se podía hacer ahora era utilizar el tiempo que queda para cumplir su objetivo.


"¡No voy a permitir que mi familia sea asesinada!" (Eveam)


Caminando a través del firme suelo del Castillo Terrace, Eveam se dirigió afuera con Kiria siguiéndola detrás.

Regresar a Capitulo 35 Regresar a Página Principal Avanzar a Capitulo 37


Notas del traductor y Referencias[edit]